lunes, 26 de septiembre del 202226 de sep del 2022

Todos los derechos reservados, propiedad intelectual ©2022 TZMG Media.

Reiteran prohibición de espectaculares en PV

Reiteran prohibición de espectaculares en Puerto Vallarta, tras señalamientos sobre infraestructura para uno, en una finca en la colonia Villas Las Flores, en la zona del aeropuerto.

Al respecto la directora de Inspección y Reglamentos, Hortensia Dueñas Salcedo, dio a conocer que este tipo de anuncios están prohibidos en nuestra ciudad, con base a los artículos 62 y 46, fracción III,  de dicha normativa, por lo que no existe ninguna autorización para la colocación de este tipo de publicidad en el territorio municipal.

Explicó que en el caso de la estructura para espectaculares que se ubica cerca del aeropuerto, está existe desde hace ya varios años, pues en el momento del retiro de toda la publicidad y su infraestructura a lo largo de la avenida principal, no se llevó a cabo el desmontaje de esta por lo que se revisa el tema de manera coordinada con la Dirección de Protección Civil y Bomberos para conocer los
riesgos que pudiera representar así como las acciones que en algún momento pudieran tomarse, dado que se encuentra dentro de una propiedad privada.

No obstante aclaró que aunque la estructura permanece en ese punto desde hace mucho tiempo, no existe publicidad ni tampoco se han emitido autorizaciones para la misma.

Asimismo, el director de Padrón y Licencias, Luis Enrique Hurtado Gomar, reiteró que no existe ningún permiso otorgado al respecto, “estamos tomando cartas en el asunto”.


La directora de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente, Adriana Guzmán Jiménez, precisó que tampoco se ha emitido ninguna licencia o autorización para esa estructura, “tiene ya varios años, si mal no recuerdo en el 2010 se colocó esa estructura, pero no se les permitió colocar el anuncio espectacular, nunca procedió que lo colocarán, desde entonces está ahí”.


Como se recordará Puerto Vallarta vivió una época de invasión de espectaculares, dejando plasmado en su momento, en la Reglamentación Municipal hoy vigente, la prohibición de su instalación, logrando luego de batallas legales, ir suprimiendo esos espacios al no emitirles licencias municipales.